¿Piel con flacidez?

Con el paso del tiempo la piel se degrada y aparecen los primeros signos de envejecimiento, arrugas de expresión, flacidez y falta de luminosidad. A esto se le suman otros factores como cambios de peso, el estrés, la mala alimentación y la contaminación ambiental.

Por ello te proponemos este tratamiento que puedes realizar tú misma en casa 1 vez a la semana:

Savias de bambú: limpia profundamente, tonifica, nutre y remineraliza. Verter sobre un disco de algodón y deslizarlo por cara, cuello y escote con movimientos circulares y en espiral, sin frotar la piel.
Peeling vegetal bambú: exfolia, ilumina, suaviza y efecto tensor. Mezclar 1,5 g. de Peeling vegetal bambú con 1,5 ml. de Agua Floral Limón hasta obtener una textura semilíquida y homogénea. Aplicar mediante ligero masaje con movimientos suaves y circulares sobre rostro, cuello y escote, e ir humedeciendo la mezcla con unas gotas de agua mineral durante 7 minutos. Añadir en el último minuto de la exfoliación, unas gotas de Aceite revitalizante directamente en la piel. Dejar secar durante 5 minutos.
Mascarilla: libera la piel de homotoxinas, oxigena y reafirma. Después del Peeling, aplicar una capa gruesa de Mascarilla con un pincel, y dejar actuar durante 40 minutos, no retirar antes de tiempo.
Leche virginal bambú: limpia, calma, hidrata y oxigena. Pulverizarla por toda la zona trabajada.
Emulsión reafirmante: aporta tonicidad, alisa las arrugas, antioxidante. Aplicarla con un suave masaje.
Aceite revitalizante: nutre, revitaliza y aporta elasticidad. Verter unas gotas sobre las yemas de los dedos y con suaves toques, aplicarlo por todo el rostro, principalmente en las líneas de expresión.

Mantenimiento diario:
Por la mañana:
Limpieza con la Leche virginal bambú.
Hidratación con la Emulsión reafirmante.

Por la noche:
Limpieza con Savias de bambú.
Mezcla de un poco de Mascarilla con Aceite revitalizante. A partes iguales, poca cantidad, como si se aplicara una crema.

Deja un comentario